Actualidad
Por Carla Ilabaca , 24 de enero de 2023 | 18:15

Inka Trafkin, la organización de voluntarios que lleva solidaridad a las calles de Valdivia

  Atención: esta noticia fue publicada hace más de 11 días
Los voluntarios se organizan para llevar alimentación y apoyo a quienes más lo necesitan. Crédito: Cedida.
Compartir

A las 17 horas de los viernes, los voluntarios de Inka Trafkin (Amigo que ayuda a un amigo) compran los alimentos que entregarán en la noche.

 Un sándwich, un plato de fondo y un café que serán entregados a cerca de 40 personas en situación de calle.

“Además de alimento y una frazada, nosotros entregamos cariño y escucha a las personas en situación de calle”, dice a Diario de Valdivia  Juan Pablo Cortés, coordinador de Inka Trafkin.

Los voluntarios salen en grupos de cinco personas desde la junta de vecinos Los Alcaldes y recorren todo Valdivia. “Hemos llegado hasta Niebla”, comenta Cortés.

Si bien en invierno baja la cantidad de personas que viven en situación que calle, igualmente hay algunos que recurren a estas personas de buen corazón para tener un alimentación y conversación.

“Muchos de ellos también se quedan con sus mascotas, y como no los dejan ingresar a los albergues, deciden dormir en la calle”, asegura el coordinador.

Cómo nace Inka Trafquin
 

Hace siete años un grupo de voluntarios decidió organizarse para entregar alimentos y apoyo a las diferentes personas que viven en situación de calle. 

“Queremos mejorar la calidad de de vida de las personas y ser un puente con las instituciones gubernamentales. Creemos que no es sólo entregar alimentos, sino también se necesita algo más integral. Un apoyo psicosicoal”, agrega el coordinador.

Cortés indica que el tipo de ayuda que ellos entregan la denominan respetuosa, en especial en las redes sociales. 

"Mantenemos en privado la identidad de las personas, para que no las puedan identificar en caso que quieran encontrar trabajo o reinsertarse en la sociedad", asegura el coordinador.

Autogestión


Inka Trafkin es una ONG autogestionada, porque para subsistir sólo tiene el apoyo de la ciudadanía. “Algunas empresas como panadería Collico nos entregan cosas para dar nuestras comidas. Todo aporte en dinero se transparenta en las redes sociales. Entregamos fotos de boletas de compra”, dice Cortés.

La estructura es la siguiente: los coordinadores planifican el menú para la semana y lo dan a conocer en las redes sociales para que las personas puedan colaborar.

En relación con el apoyo de fondos de financiamiento, Cortés comenta que es complejo. “Los proyectos para financiar son limitados. No hay fondos para una real ruta calle, que es la comida y mejorar los espacios para cocinar”.

“Todos los años nos invitan a las mesas de trabajo, pero no tratan el ocio como fuente de posible rehabilitación para las personas en situación de calle”, dice el coordinador. 

“Queremos que haya una nueva mirada de lo que de verdad se necesita, porque sino aumentará el número de personas en la calle, en especial con la situación económica del país”, agrega.

Apoyo transversal


Como ONG, Inka Trafquin no se dedica sólo a entregar alimentos o abrigo. “Hemos trabajado en sectores rurales, como Huellelhue, Pufudi, Tralcao para celebrar Navidad y Día del Niño”, dice Cortés.

“Trabajamos en conjunto con agrupaciones de Temuco, Osorno y Puerto Montt. Hemos ido a Nueva Imperial, Pellines y Pishuinco. También apoyamos cuando necesitan otras cosas como sillas de ruedas, refrigeradores o teléfonos celulares”, agrega. 

“En pandemia, incluso, regalamos PC arreglados, y canastas solidarias. Teníamos una meta de 40 y terminamos entregando cuatro mil”, expresa el coordinador de la ONG.


Cortés asegura que en estos años de trabajo han logrado mucho. “Hemos podido sacar a algunas personas que están en situación de calle y también firmado algunos convenios con la Universidad San Sebastián de Valdivia, en especial en higiene bucal e implantes”.

“Nuestra idea, es que las conversaciones que tenemos con la Universidad Austral también lleguen a buen puerto y agregar tratamientos de salud mental”.

Proyecto a futuro


Dentro de lo que quieren lograr como agrupación, Cortés dice que “esperamos que la ruta continúe en el proceso de la rehabilitación física y mental. Queremos entregar conocimientos y capacitar a las personas”. 

“Seguimos recibiendo aportes de la comunidad. Siempre mostramos los recibos y boletas en las redes, para que sea todo transparente”, dice.

 

 

Si te interesa recibir noticias publicadas en Diario de Panguipulli, inscribe tu correo aquí
Si vas a utilizar contenido de nuestro diario (textos o simplemente datos) en algún medio de comunicación, blog o Redes Sociales, indica la fuente, de lo contrario estarás incurriendo en un delito sancionado la Ley Nº 17.336, sobre Propiedad Intelectual. Lo anterior no rige para las fotografías y videos, pues queda totalmente PROHIBIDA su reproducción para fines informativos.
¿Encontraste un error en la noticia?
Grupo DiarioSur, una plataforma informativa de Global Channel SPA

Powered by Global Channel